English version

¿Tiene miedo de hablar con su hijo sobre el abuso?

Quizás es miedo de: 

  • Asustar a su hijo 
  • Corrupción de la inocencia y la confianza de su hijo

Usted quiere ayudar a su hijo a sentirse seguro y confiado. No quiere que tenga miedo ni desconfianza.

¿Tiene miedos por sus hijos?

Si desea prevenir el abuso físico o sexual infantil, hable con su hijo. Empiece a hablar con ellos cuando son pequeños. Siga hablando con ellos durante la adolescencia. 

Hablar con su hijo sobre cómo estar a salvo de abuso

Encuentre el momento y lugar adecuado para hablar. Busque momentos de aprendizaje. Hable sobre la prevención de abuso durante eventos diarios. 

  • No se apresure a hablar sobre prevención de abusos. Empiece con platicas de seguridad corporal, como cruzar la calle o usar un casco. 
  • No deje que sus miedos se pongan en su camino. Asegúrese de estar tranquilo antes de hablar con su hijo. 

Encontrar las palabras

  • Hable sobre habilidades de prevención con su pareja antes de hablar con su hijo. Esten de acuerdo de qué lenguaje se usará.     
  • Póngase cómodo con lenguaje anatómico correcto. Su hijo lo sentirá si usted no se siente cómodo. Enséñele a su hijo términos como pene, vagina, glúteos y ano cuando tenga 2 o 3 años. Si no le enseña los términos adecuados a una edad temprana, pronto aprenderán palabras incorrectas de sus compañeros o amigos. 
  • Hable sobre cómo mantenerse a salvo en vez de lo que puede suceder afuera después del anochecer o lo peligrosos que pueden ser las personas desconocidas. 
  • No use palabras grandes y aterradoras como secuestro, matar o muerte cuando hable sobre habilidades de seguridad.
  • Use palabras como el toque seguro y no seguro. No use palabras como violación o abuso sexual.

El Enfoque

Enfoque su plática en lo que un niño puede hacer para mantenerse seguro cuando se encuentra en una situación peligrosa o incomoda. Esto les ayudará a sentirse más seguros y a tener menos miedo. 

Habilidades de prevención

  • Encuentre tiempo para hablar sobre estas habilidades de seguridad con cada niño 1 o 2 veces al día. 
  • Enséñeles: “tu cuerpo es tuyo. Nadie debería tocar tu cuerpo sin tu permiso.”
  • Muchos niños creen que decir “no” a un adulto está mal y serán castigados. Dele permiso a su hijo para decir “no” a cualquiera que lo asuste con sus palabras o toques. 
  • Dele a su hijo opciones para cuando se encuentre en una situación atemorizante. 
    • Huir del peligro. Corre a la escuela, a la casa del vecino, a una tienda o a casa. Corre al lugar seguro más cercano. Ayude a su hijo a enumerar y recordar estos lugares seguros. 
    • Grite en voz alta y no deje de gritar hasta que esté a salvo. 
    • Dígale a su hijo que está bien golpear, patear, morder, arañar o gritar para escapar. 
  • Ayude a su hijo a aprender la diferencia entre secretos seguros y no seguros. 
    • Las fiestas sorpresa son secretos seguros. No hacen que un niño sienta miedo. 
    • Secretos no seguros a menudo hacen que los niños se sientan asustados o incomodos. Los secretos no seguros siempre deben compartirse con un adulto de confianza que lo ayudará. Ayude a su hijo a hacer lista de los nombres de adultos de confianza a quien poder decirle de los secretos no seguros. 
  • Hágale saber a su hijo, “Siempre que tengas un problema, no importa lo aterrador o vergonzoso que sea, te escucharé y te creeré. Si compartes los problemas conmigo, puedo ayudarte y protegerte de cualquier daño.”

Medical Services